Con Z de Zombie, Teatro La Capilla

Muestran un entorno apocalíptico de México donde sólo viven zombies

Por: María Teresa Adalid

http://www.cronica.com.mx/notas/2014/843436.html

Con Z de Zombie

Con Z de Zombie

Con Z de Zombie es una obra donde las máscaras, el cine y el teatro son la base para retratar con humor la catástrofe social de un México apocalíptico, absurdo y desahuciado, en el cual, sus habitantes se han transformado en cuerpos putrefactos que deambulan por la ciudad, respondiendo a instintos y buscando satisfacer necesidades básicas. Una metáfora a la sociedad actual inmersa en la apatía, consumismo e indiferencia.

La ciudad está devastada, las tiendas han sido saqueadas y los zombies se mantienen comiendo cerebros. En este contexto aparece Randy, un zombie que viste de traje y corbata, que asombrosamente aún conserva ciertos rasgos y características humanas como la inteligencia y lucidez, por ende, puede recordar qué fue lo ocurrió antes de la catástrofe.

“Randy vive en un bunker, tiene 30 años, sabe su nombre porque lo encontró escrito en una tarjeta en el pantalón, guarda recuerdos en su memoria y poco a poco comienza a dilucidar cómo empezó la pandemia. Así inicia una narración extraordinaria acerca de cómo los zombies se apoderaron de la ciudad, pero también relata momentos íntimos como la relación con su esposa e hijo”, dice la actriz Teté Espinoza.

Así, Randy cuenta que la autoridades sostenían la teoría de la gripe aviar, después surgió el rumor de la enfermedad de las vacas locas y que los granjeros en su paranoia hicieron diversas revueltas, hasta que un día, todo se perdió. La incipiente y monótona existencia de Randy da un giro cuando conoce por casualidad a Pumocu (Teté Espinoza), un niño que está en busca de su madre y que se comunica a base de gruñidos.

“Lo encuentra dormido en el bunker y aunque tienen un comienzo algo precipitado, forjan una amistad entrañable. Pumocu salió en busca de su madre cuando se desató la pandemia, fue criado por su tío Mauro como guerrillero y tuviera herramientas para enfrentar la vida. En Randy encuentra a un aliado y amigo, y junto a su tío, se reúnen en busca de su destino…”.

La propuesta del colectivo Sinetiketa se basa en la estética de los cómics, el trabajo de máscaras y multimedia donde se proyectan los hechos anecdóticos que transcurren tanto en el pasado como en el presente, algunas peleas con zombies, textos lingüísticos con expresiones fonéticas, primeros planos y encuadres de los personajes, todo en un tono sarcástico y con humor negro.

“Si existe dolor en el discurso, pero al utilizar el humor comic se suaviza y le da color, como jóvenes tratamos de reírnos de las cosas porque la risa es una poderosa sanación, en cuanto a la propuesta escénica practicamos artes marciales y capoeira, además realizamos movimientos precisos y cortados para lograr la expresión corporal óptima que se complementa con el vestuario y el uso de las máscaras, un elemento fuerte por sí mismo”, señala Teté Espinoza.

Menciona que la obra es apta para adolescentes y adultos, niños menores de 12 años pueden ingresar con el consentimiento de sus padres.

Con Z de Zombie, de Pedro Valencia, con la dirección de Joan Alexis Robles. Participan de Teté Espinoza, Rodrigo Hidalgo y Jesús Rosas ã Se presenta hasta el 1 de agosto 2014, todos los viernes a las 17:00 horas en el Teatro La Capilla, Madrid 13, colonia del Carmen, Coyoacán.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s